jueves, 19 de septiembre de 2013

A Mario Benedetti

Has sido un profundo inspirador
artífice de emociones
sensaciones que profesan
un amor por la lectura.

Descubriste en el mundo
las palabras que lo forman
y formaste con sus letras
los poemas de tu historia.

Puede resultar  insuficiente
honrarte de esta manera;
con tácticas y estrategias
suplicarte no te salves.

Yo te propongo ahora
hagamos un trato,
sorteando los obstáculos
absteniendo la nostalgia.

Yo no te pido un sermón
todo lo contrario;
con tu ayuda
acompañes mi utopía
haciendo de este mundo
una poesía!

Rezagos de esa batalla
por el tiempo sin tiempo
oculto del insoportable
silencio del mar.

Te recuerdo todavía
caminando por tus páginas
sin despedirte jamás
diciendo solo hasta mañana.


Publicar un comentario

Lejanía

La tarde se incendiaba El paso del tiempo Dejaba su huella Imborrable Las almas se desataban Sin ningún por qué Aunque se pensaban Se...